Cómo quitar las manchas de tu mantel

Vamos a compartir varios tips con los que seguro conseguirás quitar las manchas de tu mantel

Si tienes una ocasión especial y vas a tener invitados, no te preocupes si quieres usar ese precioso mantel que llevas guardando años, con nosotros aprenderás cómo quitar las manchas de un mantel blanco y de cualquier color, o tipo de tela para dejarlo como nuevo.

¿Sabías que guardar durante mucho tiempo un mantel también puede generar que salgan manchas amarillentas y que luzca viejo o tenga mal olor? Esto se debe a que en el ambiente puede haber humedad, o también por algunos restos de comida o bebida que puedan quedar ahí.

La manera más sencilla de lavarlos y despercudir tu mantel es la siguiente:

  • Lo primero que debes hacer es llenar un recipiente grande con agua, poner jabón en polvo y dejar en remojo tu mantel durante 4 horas. Es importante que cada cierto tiempo lo remuevas para que se vaya limpiando de forma pareja. Puedes ayudarte añadiendo agua tibia.
  • Una vez se haya completado el tiempo de remojo, lo siguiente que debes hacer es lavar tu mantel con abundante agua. Si lo lavas en la lavadora, asegúrate de elegir el ciclo de lavado adecuado de acuerdo al tipo de tela de tu mantel.
  • Después de haberlo enjuagado, déjalo secando al aire libre, y si hay sol, muchísimo mejor.

Para asegurarte que tu mantel permanezca blanco más tiempo, lo que puedes hacer de vez en cuando, es dejar tu mantel blanco en remojo con agua templada y un poco de bicarbonato. Esto ayudará a mantenerlo en perfecto estado.

Para guardarlo, te aconsejamos que lo dobles con pocos pliegues, lo mantengas separado de otros manteles y que permanezca en un lugar oscuro donde la luz no le pueda llegar. Imprescindible envolverlo en seda de color azul, es increíble pero funciona. Así también podrás prevenir la aparición de manchas amarillas.

Cómo quitar las manchas de tu mantel

Si tu mantel se ha manchado con vino, comida o grasa, no te preocupes, también tenemos la solución.

Cómo eliminar las manchas de vino tinto

 Esta es una de las manchas más típicas. Así que tenemos varios trucos caseros que seguramente te servirán:

  • Uno de los más conocidos, es cubrir la mancha con sal. Debes dejarlo actuando un rato, luego al eliminar la sal, verás como la mancha ha desaparecido, pero esto solo funcionará si lo haces nada más se haya caído el vino.
  • El detergente para ropa con agua oxigenada, es otro remedio que puedes probar. Debes mezclar partes iguales de estos dos productos y vertirlos sobre la mancha y luego frotar con suavidad, te darás cuenta en seguida cómo comienza a desaparecer.
  • ¡Otro truco para combatir el vino tinto, es con vino blanco! Para ello debes rociar la mancha de vino tinto con una buena cantidad de vino blanco, luego aclararlo con agua caliente y listo, lo pones a secar. Te darás cuenta cómo instantáneamente la mancha se ha ido. Si no tienes vino blanco, puedes usar leche también.
  • Si tu mantel es blanco, puedes probar aplicando un poco de zumo de limón sobre la mancha. Además, el limón al ser ácido te ayudará blanqueando el mantel.

Cómo eliminar las manchas de salsa

Para eliminar este tipo de manchas, puedes dejar en remojo tu mantel con agua fría, agrega vinagre blanco o bicarbonato y frótalo suavemente. Luego sobre la mancha puedes poner un poco de leche. Por último, lava tu mantel como de costumbre, ¡y listo, verás cómo la mancha se ha ido!

Cómo eliminar las manchas de aceite

El aceite suele ser una de las manchas más difíciles, pero no imposibles. Si la mancha es reciente, debes actuar con rapidez.

  • Puedes cubrir la mancha con abundante sal, esto evitará que el tejido absorba el aceite. Luego con la ayuda de un cepillo, frota sobre la zona manchada. Y por último, lava como de costumbre tu mantel. Además de la sal, el azúcar o los polvos de talco también te servirán.
  • Si tienes una mancha de aceite resistente, puedes poner un poco de detergente de vajilla sobre la zona, y frotarla hasta remover la mancha por completo. Es importante que lo hagas en seco sin mojar el mantel previamente.
  • Si la mancha lleva mucho tiempo, puedes sumergir tu mantel en una solución de agua con vinagre blanco y alcohol. Dejas en remojo un par de horas y luego puedes lavarlo.

Cómo eliminar las manchas de cera

Las velas siempre darán un toque de elegancia a nuestra mesa, aunque mientras la vela está encendida, se derretirá y la cera podrá caer sobre el mantel dejando una mancha. Así que aquí tenemos 2 trucos que podrás utilizar:

  • Pon papel absorbente sobre la mancha y luego pasa la plancha caliente sobre ella. El calor hará que la cera se derrita y que se adhiera al papel. Después de esto puedes lavar el mantel y verás como la mancha ha desaparecido.
  • Otro truco es esperar a que la mancha se enfríe. A veces incluso meter el mantel en el congelador hace que la cera se desprenda rápidamente. Luego, con la ayuda de una espátula o una pala, puedes retirar la cera. Esta seguramente dejará una mancha oleosa sobre la tela, la puedes eliminar de la misma forma que las manchas de aceite.

Otra solución que te traemos si quieres terminar de una vez por todas con el dolor de cabeza que produce ver una mancha sobre un mantel y no saber si va a quitar o no, son los manteles resinados.

Un mantel resinado, es una pieza de tela recubierta con resina y teflón.

Este recubrimiento ayuda a impermeabilizar la tela, así los líquidos que caigan sobre ella no podrán ser absorbidos, y desde luego la limpieza va a ser mucho más sencilla.

¿Te imaginas poder limpiar tu mantel solo con pasar un trapo húmedo?

¡Son ideales! Además no necesitan planchado. También protegerán tu mesa al no dejar traspasar los líquidos. Son muy duraderos. Y una de las cosas que más nos gustan: al no tener que lavarlos ni plancharlos, reducimos el impacto ambiental y reducimos el gasto de energía.

Si quieres olvidarte de las manchas, también puedes utilizar nuestros manteles Kairo. Son manteles con aspecto de lino y con un tratamiento anti-manchas, cualquier mancha que caiga sobre tu mantel, se eliminará en la lavadora con un lavado rápido. Hasta la peor mancha, la salsa más resistente, se eliminará.

Pero sin ninguna duda, el mejor tip que os podemos dejar es ni siquiera tener que lavar ni una sola vez más el mantel, gracias a los manteles resinados. ¡Un indispensable en nuestras casas!

¡Esperamos que estos trucos te sean de gran utilidad! Ahora que ya sabes cómo limpiar tus manteles, podrás seguirle dando rienda suelta a tu imaginación, y poner el mantel que quieras.

Si tienes alguna pregunta, no dudes en dejarnos un comentario o escribirnos, en La Compañía Francesa siempre estaremos encantados de ayudarte.


Dejar un comentario